Si nos roban el coche, si lo vamos a enviar al desguace, si nos trasladamos a otro país… múltiples son las ocasiones en las que tendremos que dar de baja un vehículo. Por lo tanto tendremos que tomar la decisión.

Ahora bien, tendremos que tener claro si en un futuro tenemos pensado volver a utilizarlo o no, para realizar una baja temporal o definitiva. En el primero de los casos, si después queremos volver a darlo de alta solamente tendremos que pagar una tasa y abonar el impuesto de circulación del año vigente (por la parte prorrateada).

En el caso contrario, imaginémonos que nos roban el coche, tendremos que presentar una denuncia en comisaría y después proceder a dar de baja nuestro vehículo de manera definitiva. Pensemos que si no realizamos este acto, podremos tener problemas si el autor del robo pasa un control policial, tiene una multa, etc.

Otro de los casos en los que tendremos que proceder a la baja (definitiva o temporal) es cuando nos marchamos a vivir al extranjero y no vamos a utilizar el coche en nuestro país. De esta manera, notificaremos a la jefatura de tráfico este hecho, para que no nos giren  el impuesto de circulación y podremos matricularlo en el que vamos a vivir.

Dar de baja un vehículo en Gestoría rueda

Nosotros nos ocupamos de todo el papeleo para hacer que la baja de vehículo sea fácil. Solo tendrás que venir a una de nuestras dos Gestorías con la siguiente documentación necesaria para la baja del vehículo:

  • DNI del titular del vehículo en vigor y por ambos lados.
  •  Firma en el impreso de baja por el titular del vehículo (Descargar impreso de baja)
  • Firma en el contrato de mandato por el titular del vehículo en concepto de mandante. (Descargar contrato)
  • Si la baja fuese por robo del vehículo, se requiere una fotocopia de la denuncia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.